Quería compartir  el nacimiento de Blai. Nació el 17 de Febrero a las 01.58h.

Recuerdo que en el Rebirthing Ángeles me dijo que pariría muy bien, y también Roser. Yo siempre he tenido buenas sensaciones, pero la verdad es que el nacimiento de Blai superó mis expectativas.
Empecé a tener contracciones muy débiles e irregulares cada 7/8/10 minutos que duraban sólo 1 horita, tanto el lunes como el martes y este día empecé a expulsar el tapón mucoso. El jueves empecé de nuevo con contracciones cada 7/8/10 minutos, que no molestaban, y seguía haciendo vida normal. Y a las 23.30 aprox empecé a tener contracciones cada 2 minutos, cortas pero intensas. No sabía si avisar a Roser y Blanca (mis comadronas) porque acababa de empezar, pero tenía la sensación que iba muy rápido, porque me molestaba en el coxis. Me dejaba llevar en cada contracción y las toleraba bien. Al final las avisé, y ohh, con toda la pena del mundo, Roser no podía venir ( el único día de la semana que trabaja en el hospital), así que vino Blanca y Roser contactó con Inma. Llegaron a las 00.30 aprox y en pocos  minutos noté las ganas de empujar. El expulsivo fue muy intenso y muy emocionante. Pensaba que en poco ratito tendría a Blai en brazos  y que seríamos capaces de hacerlo juntos y me ayudó mucho a concentrarme en la recta final, aunque por un par de veces aparecieron las sombras de no poder, que pronto se desvanecieron. Finalmente, a las 1:58h, nació Blai. Indescriptible.

Gracias por la vivencia del Rebirthing y por la confianza. Querer es poder, y también creer que se puede.

Anuncios

Sonia García Ibáñez “Parir renaciendo”